Noticias

 
  PRESENTA PABLO BASÁÑEZ EL PROGRAMA “MENORES TRABAJADORES EN SITUACIÓN DE CALLE”  
     
15 de marzo del 2013  
         
   
     
 
• El presidente municipal, síndicos, regidores, directores y subdirectores, aportarán vía nómina 650 pesos mensuales en apoyo a los menores.

• Se suman 30 servidores públicos más para “apadrinar” a niños que viven en albergues infantiles.

 
 
 
Con la participación plena de integrantes del Cabildo, directores y subdirectores de área, el alcalde Pablo Basáñez García, presentó el programa Menores Trabajadores Urbano Marginales (METRUM), que consiste en el apadrinamiento de un menor en situación de calle o en riesgo constante de estarlo.

De esta manera cada uno de los síndicos, regidores, directores y subdirectores de del gobierno municipal, el DIF y de los organismos descentralizados de la administración 2013-2015, patrocinarán a un niño con 650 pesos mensuales como apoyo para sus requerimientos escolares, y evitando así que se vean en la necesidad de trabajar.

En presencia de los niños beneficiarios, el alcalde Pablo Basáñez, agradeció el apoyo unánime del Cabildo a este noble programa, e hizo un llamado a empresarios y a la sociedad en general para que, de estar dentro de sus posibilidades, se sumen a esta cruzada para brindarle a estos niños y jóvenes mejores oportunidades y hacer de ellos mejores ciudadanos en beneficio de Tlalnepantla y de México.

El presidente municipal informó, que adicionalmente se sumaron 30 servidores públicos que no son directores, ni jefes de departamento, para apadrinar a niños que viven en albergues infantiles del municipio y fuera de éste, a los que el DIF les provee el apoyo para garantizar su sano desarrollo.

Por su parte, la presidenta del DIF municipal, Verónica Rocha, informó que el programa METRUM, atendió el año pasado a 32 menores, por lo que agradeció la solidaridad de quienes hoy apadrinan voluntariamente a 91 pequeños, número con el que arranca el programa en este gobierno.

El DIF Municipal dio a conocer que en Tlalnepantla hay cerca 638 menores trabajadores, y aunque la mayoría de esta población asiste a la escuela, se encuentran en constante peligro al emplearse en tiendas departamentales como empacadores, cargadores en tianguis o vendedores diversos en calles y cruceros del municipio.

La beca que se les proporciona es un recurso que deberá ser utilizado exclusivamente para satisfacer las necesidades académicas de los menores como son útiles escolares y zapatos, así se acordó con los padres de los menores favorecidos con el programa.